Una de las medidas económicas de mayor relieve que se tomaron con motivo de la pandemia como ayuda a las empresas, fue la concesión de los prestamos ICO. Por ponerlo en perspectiva recordemos que hablamos de más de un millón de préstamos concedidos por un valor total superior a 120.000 millones de euros, de los cuales las tres cuartas partes (75%) aproximadamente, fueron concedidos a autónomos y micropymes.

Estas cifras ponen de relevancia la magnitud e importancia que ante su próximo vencimiento,, la recuperación de estos créditos va a tener para la economía y la supervivencia de muchas empresas.

Por este motivo, dentro del II Congreso Nacional de Derecho Bancario organizado por el Ilustre Colegio de Abogados de Madrid, se dedicó una mesa de debate específica para este tema que contó con la participación como ponente del presidente de ANGECO Carlos Ruiz junto con otros destacados expertos como Jorge Botella Carretero, abogado y consejero en Cuatrecasas, Manuel Giménez, abogado y consultor en 7 Picos y Exconsejero de Economía, Empleo y Competitividad de la Comunidad de Madrid, Cayetana Lado Castro-Rial, directora de Asesoría Jurídica y secretaria del Consejo en ICO y Javier Morales Abad, secretario General y del Consejo y director de Asuntos jurídicos en SEPI. La mesa de debate fue moderada por Rafael Ariño Sánchez, abogado y socio en Ceca Magán Abogados.

Tres fueron los puntos principales que se abordaron en el debate:

  • El marco regulatorio del régimen de recuperación de los préstamos ICO conforme a la normativa de ayudas dictada con motivo del Covid 19.
  • Cómo se regula concretamente la recuperación dentro de esa normativa.
  • Las posibilidades con las que cuentan las entidades financieras para llegar a acuerdos de aplazamiento y refinanciación.

Se destacó la posibilidad que tienen las entidades financieras de externalizar los servicios de cobro de los préstamos ICO. Es decir, la recuperación del préstamo ICO en caso de impago, puede realizarse por la propia entidad financiera (concedente del préstamo) o lo puede externalizar a un proveedor de servicios de recuperación como son las empresas pertenecientes a ANGECO. Poner la recuperación del préstamo en manos de profesionales especializados puede verse reflejado en una mejora de los resultados, por lo que puede ser un abuena decisión para todas los implicados.

Por último, se hizo hincapié en las palancas que tienen las entidades financieras dentro del código de buenas prácticas y conforme a la legislación vigente, para llegar a acuerdos de aplazamiento y de refinanciación de la deuda derivada del préstamo ICO.

En este sentido, el presidente de Angeco destacó el papel de las empresas del sector en la ayuda a las personas afectadas por esta pandemia. Los protocolos y el código ético con el que cuenta ANGECO permite a las empresas asociadas, negociar deudas con una clara finalidad de ayudar a los prestatarios en las situaciones difíciles dada las circunstancias económicas y sociales en las que nos encontramos, lo que supone una situación ventajosa para todas las partes implicadas, tanto las entidades financieras concedentes del crédito, como empresas y autónomos beneficiaros del crédito ICO.

Recomendados